El Voto de la Villa

Con independencia de los diversos votos realizados ante Santa María la Real de la Almudena por diferentes cabildos, reyes y pueblo, el que podemos conmemorar como más importante es el que realizaron los regidores el 8 de septiembre de 1646 con motivo del prodigioso cese, por mediación de la Virgen, de las inundaciones que azotaron Madrid el 7 de agosto del año anterior, por el que “esta Villa vota la asistencia a la festividad de Nuestra Señora por siempre jamás…”.

En 1977, al aceptar Roma el nombramiento de Santa María la Real de la Almudena como Patrona de la Archidiócesis de Madrid y celebrarse por primera vez el 9 de noviembre como fiesta laboral, el alcalde don Juan de Arespacochaga y Felipe, decide trasladar la conmemoración del Voto de la Villa del 8 de septiembre al 9 de noviembre.

Voto que, desde entonces, renueva anualmente en ese día el Alcalde de Madrid ante la Patrona.

Comments are closed.